728 x 90

Con alma y vocación: médicos taficeños le hacen frente al coronavirus en Buenos Aires

Con alma y vocación: médicos taficeños le hacen frente al coronavirus en Buenos Aires

Abel Reitich es un joven médico taficeño recibido en la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), luego de desempeñarse laboralmente en diversos centros sanitarios, entre ellos la policlínica municipal, partió rumbo a Buenos Aires donde atiende a adultos con covid-19 en el Hospital Rossi, de La Plata.

Son diversas las historias de personas oriundas de Tafí Viejo alrededor del país, no obstante, hay algunas que se destacan por distintos motivos.

Abel Reitich es un joven médico taficeño recibido en la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), luego de desempeñarse laboralmente en diversos centros sanitarios, entre ellos la policlínica municipal, partió rumbo a Buenos Aires donde atiende a adultos con covid-19 en el Hospital Rossi, de La Plata.

“Vine para continuar la especialización de mi carrera, a causa de la pandemia de covid-19 actualmente estamos abocados a trabajar para tratar de contrarrestar los peligros del virus, nos han capacitado y organizado; somos los encargados de la atención a los pacientes tanto en la guardia, como cuando quedan internados”, comenta el profesional.

Abel vive con su novia Elisa Cruz, médica pediatra quien tiene sus raíces en Monteros, ambos vivieron un cambio notorio en sus rutinas. “Quedó postergado todo aspecto académico, estábamos acostumbrados a dar o escuchar clases, por ejemplo, y hoy todo nuestro esfuerzo debe estar destinado a los pacientes con coronavirus”, agrega.

Transitar día a día por este tipo de experiencias no es una tarea sencilla, donde el manejo del temor y las presiones juega un rol preponderante, “Las sensaciones son raras, el miedo no se pierde nunca, pero uno debe ser consciente de lo que está realizando y concentrarse, de esa manera el miedo disminuye. A su vez la relación médico-paciente también tuvo sus modificaciones, a lo que uno estaba acostumbrado, nos ubicamos en un punto alejado, los tocamos lo menos posible, realizamos solo preguntas directas, pero son hábitos necesarios en esta situación”, expresa Abel.

Al finalizar Reitich expresa un pedido a la población en general: “hay dos factores que no se deben perder: paciencia y fuerza, la primera para entender qué a pesar de que las medidas parecieran extremas, van a dar resultados, todo tiene una razón. Y mucha fuerza porque sé que hay mucha gente que no puede trabajar y necesita salir de sus hogares para para poder afrontar gastos que requiere la vida cotidiana. Es una enfermedad que se contagia muy rápido y no hay que perderle el respeto”, reflexiona el médico taficeño.

rcoronel
EDITOR
PERFIL

Publicaciones

Leave a Comment

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Publicaciones

Más Comentado

Videos Destacados