‘Colonización y Recolonización de Argentina’ fue presentado en Tafí Viejo

El viernes lanzaron en la Casa de la Cultura el libro ‘Colonización y Recolonización de Argentina “200 años de dependencia y dominio de clase”’.

El trabajo literario fue exhibido por su autor Julio Rodríguez Anido, quien se mostró muy contento por la iniciativa.

Al recordar parte de los hechos que marcaron su vida Rodríguez Anido expresó, “formé parte de la primera Juventud Peronista, ayudé como podía al movimiento que estaba en la clandestinidad y la resistencia. Me recibí de abogado y lo primero que hice fue enviar una carta a la CGT y a la FOTIA, en la que manifesté que como el pueblo había pagado mis estudios en la universidad, yo quería devolverles gratuitamente mis servicios profesionales. Así fue que me transformé en abogado de ambos gremios. Fueron años duros en el que la provincia atravesaba el cierre de 11 ingenios azucareros”.

El autor es una figura consular de la resistencia a los modelos neoliberales dependientes, fue candidato a gobernador por el peronismo en 1973, como alternativa a la burocracia partidaria expresada en el PJ de aquellos tiempos. Luego debió exiliarse en Canadá.

“Fui abogado de empleados de los ingenios cerrados y percibí que una organización muy combativa fue la textil. En ese tiempo empezaron a caer presos militantes sindicales y políticos; entonces asumí su defensa”, agregó.

Asimismo, intervinieron en el encuentro Nydia Castillo Pérez, Sara Mrad y Sofía Solórzano, coordinadora del Servicio Local de Niñez y Adolescencia, fue moderadora. Posteriormente el artista Gerardo Bravo donó una de sus obras.

“Fui candidato a gobernador por el peronismo en 1973, hicimos buena elección, pero era difícil ganar a la maquinaria. Lamentablemente sufrí atentados en los que hicieron volar mi casa y mi auto, ametrallaron mi estudio jurídico y empezaron a hacer desaparecer a los compañeros que estaban al lado mío, por lo que tuve que irme, me fui a Canadá con mi familia ahí estuve hasta que cayó la dictadura la del 76-83”, rememora Rodríguez Anido.

SHARE